Almorranas

Según los estudios aproximadamente el 50% de las personas con 50 años padecen o han padecido almorranas por lo que conocer sus causas, tipos, síntomas y diagnóstico es de gran importancia.

Más Productos Para Hemorroides

Las almorranas son una inflamación de las venas o varices que se encuentran en el recto y en el ano lo que provoca que el flujo sanguíneo se produzca adecuadamente. Su aparición causa grandes molestias en el paciente ya que producen dolor, picor y escozor.

Tipos de almorranas

Externas: son aquellas que se dan en las venas de fuera del ano. Sus efectos suelen ser picazón y dolor y pueden llegar a sangrar si se da su rotura. Dentro de este grupo podemos encontrar las almorranas trombosadas que causan dolor severo ya que se producen por la formación de coágulos de sangre en las venas inflamadas.

Almorranas internas son aquellas que se producen en las venas de dentro del recto. No producen dolor aunque puede darse sangrado. Darse cuenta de su presencia es tarea difícil si no producen sangrado ya que se encuentran en el interior y son indoloras. Dentro de este tipo podemos encontrar las hemorroides prolapsadas que se encuentran en el interior pero pueden estirarse hasta aparecer fuera del ano.

Causas

Algunas de las causas más comunes de la hinchazón o inflamación de las almorranas son: el embarazo y el parto, el estreñimiento crónico y la diarrea, la obesidad, al aumento de presión abdominal para evacuar el intestino, permanecer mucho tiempo de pie o sentado o el envejecimiento entre otras.

Síntomas de las almorranas

Entre los síntomas más destacados encontramos dolor, picor, escozor, sangrado, sensación de hormigueo, ardor, inflamación anal y molestias después de defecar. En ocasiones, el sangrado excesivo suele desembocar en anemia.

Diagnóstico de las almorranas

El sangrado rectal síntoma de las almorranas lo es también de otro tipo de afecciones serias por lo que para su diagnóstico puede ser necesario además de un examen clínico del recto y anal realizar una sigmoidoscopia para descartar otras enfermedades.

Tratamiento de las almorranas

Existen multitud de remedios caseros y cremas de venta libre para tratar de aliviar el dolor y reducir las almorranas. En la mayoría de los casos con el uso de cremas y remedios caseros se consigue aliviar los síntomas. En otros casos, si las almorranas alcanzan un tamaño elevado, los dolores son muy fuertes y las molestias persisten puede ser necesaria la cirugía.

Productos Recomendados