Gatillazo

El 50% de los hombres han sufrido esta situación alguna vez en su vida, aunque pocos de ellos lo reconocen ya que suele ser motivo de vergüenza. Sin embargo, restar importancia al gatillazo puede ser una de sus soluciones.

Más Productos Para Impotencia Masculina

¿Gatillazo?

¿Qué sóluciones tiene este tipo de conocida impotencia sexual ? Aunque de forma esporádica y transitoria el gatillazo es una disfunción erectil ¡Que tiene remedio! Los problemas de erección se conocen por ser la desaparición repentina de la erección o simplemente cuando queremos tener una erección pero no se consigue producir. Además también pueden ser problemas de erección el hecho de tener erecciones poco potentes. Sin embargo, el gatillazo se entiende por ser una pérdida de erección antes o durante de un encuentro sexual. Aunque suele ser sólo de forma ocasional, no deja de ser una situación incómoda para el ya que puede poner en duda la exitación y/o virilidad del hombre.

Los estudios han demostrado que aproximadamente un 50% de los hombres ha tenido o tendrá, en algún periodo de su vida, algún problema de erección transitorio.

Causas del gatillazo

Hay distintas razones por las que podemos padecer algún problema de impotencia. Entre las principal causa podemos encontrar causas de índole física y de índole psicológica.

  • Factores físicos que pueden provocarlo encontramos el tabaquismo, alcohol, las enfermedades arteriales y los factores hormonales, entre otros.

  • Factores psicológicos causantes de esta disfunción sexual son de diversa índole. Problemas económicos, en el trabajo o familiares pueden verse reflejados en la cama a través de la carencia o desaparición de la potencia sexual. El estrés, ansiedad o la depresión son otros de los factores más comunes y más fáciles de diagnosticar causantes de la impotencia. Por otro lado, sentimientos de culpabilidad hacia el sexo o por haber sido infiel a la pareja, sentimientos gays oprimidos o traumas sexuales pueden ser otros factores causantes.

En ocasiones, otra de las causas del gatillazo puede ser la presión que muchos hombres se ponen en si mismos en el momento de mantener relaciones, o bien porque tienen unas grandes expectativas o por inseguridades que pueden aparecer.

También puede ser debido a una falta de interés por la pareja o de una carencia de estímulos sexuales que provoquen la excitación necesaria para producir una erección, es por ello por lo que la comunicación en la pareja es clave para prevenir los problemas de disfunción eréctil.


Soluciones para el Gatillazo

Las soluciones dependen de cuál sea la causa, es por eso que existen una multitud de soluciones entre las que sólo hay que escoger la que de con la causa que provoca el problema.

Realizar técnicas de relajamiento y liberación de estrés. Si las causas del gatillazo son por motivos de nervios, estrés, presión o inseguridades, la mejor forma de solucionarlo es de manera psicológica, intentar mantener la mente libre de preocupaciones y miedos.

Es muy importante que cada uno conozca su propio cuerpo y las formas de reaccionar, es conveniente encontrar el momento y el lugar oportuno para tener una erección más cómoda y segura.

Si por el contrario, la causa del gatillazo es por culpa de una alimentación pobre, un alto consumo de drogas o alcohol, etc. La solución es cambiar sus hábitos y convertirlos en saludables.

Existen también productos que pueden ayudar a no fallar a su pareja, te aconsejamos Forsamax recomendadas para casos esporádicos de disfunción eréctil que actúan tomándolas 30 minutos antes de mantener relaciones como la viagra.


Diferencias entre Gatillazo e Impotencia

La mayoría de los hombres suelen darle demasiada importancia al gatillazo ya que lo asocian con la falta de hombría y tienden a culparse a sí mismos. Obsesionarse con no sufrir de problemas por conseguir o mantener la erección sólo aumentará la probabilidad de que éste vuelva a ocurrir ya que el factor psicológico es muy importante y si el hombre no se deja llevar en la relación sexual, pensando únicamente en conseguir la erección, probablemente, ésta no se producirá o si se produce desapareceré en un breve espacio de tiempo.

El gatillazo es diferente a la impotencia sexual porque describe situaciones pasajeras de impotencia, mientras que la impotencia es la falta de erección continuada por lo que su tratamiento será distinto llegando a ser incluso nulo si éste no se produce de manera continuada. Se considera una situación normal siempre y cuando no afecte a más del 50% de los coitos por lo que si se ha sufrido en algunas ocasiones puede quedarse tranquilo ya que es totalmente normal.

Además, este fenómeno suele estar relacionado con la seguridad y la autoestima de la persona. Cualquier aspecto relacionado con este tema puede dañar e incrementar el fenómeno. De manera que se aconseja a las parejas de los hombres que puedan tener algún tipo de problema relacionado con la impotencia, que traten el sujeto con mucha delicadeza y sensibilidad ya que sino el será peor con el tiempo.