Lun- Vier 10am-7pm

91 198 11 85 Chat en vivo
  • Servicio Discreto

    Embalaje sencillo y factura discreta

  • Entrega gratis en toda España a partir de 50€

    Elige un día que te venga bien

  • ¡Nuestros clientes nos adoran!

    Mira los comentarios en TrustPilot

Aumenta tu libido femenina con ejercicios para la vagina

A medida que van pasando los años y las mujeres envejecen, es normal que pierdas libido o ganas de mantener relaciones sexuales. También, puedes notar que la vagina ya no es tan firme como antes sobre todo si has tenido hijos.

La vagina con los años, puede comenzar a estar más suelta.

Tener un bebe, por ejemplo puede causar que la vagina esté más suelta que antes de tener hijos. Tener relaciones sexuales hace que se pieda oppression y que el músculo pélvico esté más suelto y no la vagina. Los músculos del suelo pélvico rodean la vagina y los músculos de la pared vaginal. Esto significa que cuando los músculos del suelo pélvico están apretados, todo lo demás alrededor está apretado y apoyado en su lugar. Por otro lado, si los músculos del suelo pélvico están sueltos, se deduce que todo lo que lo rodea comienza a aflojarse.

  • El envejecimiento de la piel es un proceso biológico natural y hace que los músculos de la vajina estén más sueltos cuanto más tiempo pasa.
  • Los partos muy seguidos afectan a la vagina y hacen que esté más suelta.
  • Las condiciones médicas severas que causan que su suelo pélvico se afloje.

Ejercicios de Kegel:

Los ejercicios de Kegel se han utilizado durante muchos años no sólo para apretar la vagina, sino también con el objetivo de fortalecer los músculos del suelo pélvico. Cuando se trata de ejercicio para apretar la vagina, este es el ejercicio número uno que necesita dominar.

Cómo hacer ejercicios de kegel:

Identifica los músculos del suelo pélvico. Son los músculos que usas para dejar de orinar. Una vez que hayas identificado los músculos que necesitas trabajar, túmbate sobre la espalda para mayor comodidad. Apriete y contraiga los músculos pélvicos durante tres a cinco segundos. Relaja esos músculos de tres a cinco segundos. Haz esto de ocho a diez veces cada vez, tres veces al día. Lo mejor es que puedes hacer los ejercicios de Kegels en cualquier momento, en cualquier lugar, y en cualquier posición, y nadie se dará cuenta. Haciendo estos ejercicios, también puedes fortalecer los músculos del suelo pélvico, que son esenciales para una mejor vida sexual.Una vez que eres capaz de dominar esta técnica, puedes proceder a otros ejercicios de fortalecimiento y tonificación.

Yoga:

Una práctica antigua que ayuda a apretar tu vagina es el Yoga. ¿Has practicado yoga? Si es así, entonces estás un paso por delante para asegurar la salud de tu vagina. De lo contrario, todavía hay tiempo para aprender y asegurarte de que tu área sigue siendo funcional.

Mula Bandha es un tipo de ejercicio de Yoga que fortalece los músculos del suelo pélvico para darles estabilidad y fuerza. Este ejercicio de fortalecimiento también se extiende a su perineo y ano, mejorando así el área entera y no sólo tu vagina. Aparte de ser un ejercicio físico, el mula bandha te enseña técnicas sobre cómo controlar la fuerza vital o la energía. También es una forma eficaz de combatir el estrés, un factor que afecta a su libido y a tu deseo sexual.

Otra forma de practicar es poner tu pelvis en una posición neutral, acostada boca arriba. Tira de tu parte inferior del abdomen hacia la columna vertebral, cuando estés en esta posición contrae los músculos de su suelo pélvico.

Pilates

El pilates es una actividad física sorprendente que fortalece su suelo pélvico. El pilates es diferente al yoga pero la buena noticia es que también ayuda con tus problemas de vagina. El pilates fortalece tu suelo pélvico, o el grupo de músculos que apoya el área entera, incluyendo tu ano. Lo bueno de Pilates es que esta práctica no aísla los músculos o simplemente se centra en uno solo. El objetivo final es desarrollar flexibilidad y fuerza funcional, incluyendo lo que está hacia el sur.

Aparte de fortalecer los músculos del piso pélvico y endurecer la vagina, hace que el sexo sea aún mejor. Puesto que eres capaz de fortalecer tus paredes vaginales a través de la contracción, puedes utilizar esta técnica para aumentar la sensación durante el sexo a través de la sujeción. En consecuencia, estás más segura con tu cuerpo, lo que lo hace aún más sexy.

Newsletter
Inscríbete para ofertas especiales